17 de junio de 2014

Aventura para Dragon Age - Corazón Nocturno

Aunque el reducido ritmo de publicación presagia unas cifras más bien bajas, no me puedo resistir a entrar de vez en cuando en las estadísticas del blog, en un intento por ver qué entradas son las que más interesan a quienes se pasan por él. Durante el último año, y para mi sorpresa, la más visitada ha sido la aventura Polvo del Camino que colgué en abril de 2013 para el juego Dragon Age, con cierta ventaja sobre su más próxima competidora, Cosecha Negra para Dark Heresy, que finalmente consiguió sobrepasarla en visitas el pasado mes de mayo.


Cuando hace dos fines de semana el master de turno no pudo cumplir sus funciones por causa mayor, mantuvimos la kedada principalmente por vernos, pero sin vistas a jugar nada. Sacarse una aventura de la manga en unas horas da tremenda pereza, claro, por lo que la opción era recurrir a juegos de mesa y buena conversación. Pero Gica - diréis - si lo único que haces en el blog es colgar aventuras, ¿no te animaste a dirigir alguna?. Pues no iba a hacerlo, porque estaba recién llegado de viaje y, para qué mentir, lo que me apetecía era jugar, y de lo que tengo colgado en el blog ya lo he dirigido casi todo. Pero al final me dio el punto, y tenía rondando una idea para hacer continuar las correrías de los personajes por Garahdik, así que a matacaballo me hice un esquema mental y ea, cuando llegaron los demás, las fichas de Dragon Age ya estaban sobre la mesa.

Pasada a limpio en tiempo récord (para mi), y bautizada como Corazón Nocturno, os dejo hoy colgada la aventura que jugamos ésa tarde. Los jugadores utilizaron los mismos personajes pregenerados de Polvo del Camino, con la introducción de un nuevo personaje, Farael, un pícaro elfo de ciudad, ya que fueron cinco jugadores y no cuatro. Os dejo también su ficha, lista para su uso. Aunque el gancho de ésta historia apareció en Polvo del Camino, el punto de inicio y la trama son tan sencillos que se puede jugar sin problema por separado y ubicada en cualquier lugar de Thedas.



SINOPSIS DE LA AVENTURA: Un botánico naturalista llamado Bricel recala en Garahdik durante su periplo fereldeno en su estudio de la fauna y la flora. Tras unos días de descanso y vagabundeo por las marismas de las salinas, Bricel decide internarse en el bosque a las espaldas del Colmillo de Ogro - el solitario pico que domina el horizonte de la zona - en busca del esquivo lirio de corazón nocturno, una flor verdaderamente singular. Sin embargo, lo que debería ser una excursión de dos días al bosque se alarga por más de una semana, momento en que los personajes deciden ir en su busca.

RESULTADO DE LA AVENTURA (AVISO DE SPOILER): El grupo partió a pie con una mula de apoyo bautizada Titán - los caballos son caros - tras encargarle las raciones de viaje al pobre elfo, cuyo jugador descubrió en el primer minuto la gran diferencia de llevar uno en Dragon Age con respecto a cualquier otra ambientación de fantasía. Tras dos días de camino a la sombra del Colmillo de Ogro llegaron al lindero del bosque, donde el rastreador del grupo - auxiliado por su perro - localizó el rastro del naturalista y su caballo. La naturaleza acompañaba, por lo que el primer día de avance bosque a través fué liviano, hasta descubrir los restos del caballo de Bricel. A pesar de haber sido parcialmente devorado por los carroñeros, el mago detectó que había muerto por una herida de filo en su cuello. El rastreador "se marcó un Aragorn" gracias a una buena tirada de Percepción, recomponiendo gracias a las pisadas del terreno la escena en la que Bricel fue emboscado por cuatro individuos, logrando huir de ellos a la carrera tras encabritarse el caballo, moribundo, y lanzarse sobre estos. El rastro de perseguido y perseguidores se internaba dos jornadas más en el bosque, durante una de las cuáles el grupo se enfrentó a un cónclave de arañas gigantes hambrientas y a una pasarela sobre el abismo con éxito, hasta llegar al lugar donde Bricel fuera, finalmente, alcanzado por sus atacantes. Unos metros más adelante encontraron un reducido campamento, donde se toparon con los primeros Engendros Tenebrosos de su vida: dos Genlocks y un Hurlock. Restos del cuerpo desmembrado del naturalista colgaban inertes de un secadero, y no había rastro del cuarto atacante. Los atacaron abriéndose en abanico sobre ellos, manteniéndose principalmente a distancia, con excepción obvia de los dos guerreros, quienes avanzaron hasta trabarse en combate con los Genlock, mientras flechas y proyectiles mágicos golpeaban al Hurlock. No pudieron evitar, a pesar de todo, que éste infligiese un gran daño a los pícaros antes de caer. Tras la refriega, descubrieron cerca del campamento un objeto cubierto por la vegetación. Coronado por los ansiados lirios de corazón nocturno, la estatua en piedra de un pirata de antaño se alzaba ante los personajes, atrayendo a sus mentes las historias de Garahdik como antiguo puerto franco de naves corsarias. ¿Significará esto que se esconde en las cercanías un antiguo tesoro pirata?.

No hay comentarios:

Publicar un comentario